Saltar al contenido principal.

Acceso a otros temas jcyl.es

Página de inicio de la Junta de Castilla y León

Agenda para la Población

Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Agenda para la Población de Castilla y León

Contenido principal. Saltar al inicio.

Presentación de la propuesta de la Agenda para la población de Castilla y León

  • Ir a descargas
  • Sin paginarSin paginar

Presentación del Presidente de la propuesta de Agenda para la Población de Castilla y León

Según datos oficiales, entre 2001 y 2007 se produjeron 12.022 bajas consulares de ciudadanos que retornaron a España con Castilla y León como destino, lo que supone una dinámica que queremos potenciar, por lo que apoyar el retorno de nuestros emigrantes,   para   que   las   bajas   consulares  con destino en Castilla y León crezcan más que en el conjunto de España en el período 2010-2020 es el objetivo que la Agenda propone para este importante sector de nuestra sociedad.

A esta razón se suma también el propósito de hacer efectivo el derecho de los ciudadanos oriundos de Castilla y León y residentes fuera de ella a colaborar y compartir nuestra vida social y cultural, como señala nuestro Estatuto.

Incrementar esta vía de aporte demográfico requiere actuaciones que garanticen un estatuto jurídico    adecuado    a    nuestros    emigrantes    y favorezcan su retorno en un sentido amplio, tanto en contextos educativos como laborales, empresariales o de otra índole.

Entre las 9 medidas concretas que la Agenda contempla para este colectivo, merecen destacarse las siguientes:

  1. Aprobar  en  2010  el  Proyecto  de  Ley  de  la Ciudadanía Castellana y Leonesa en el Exterior.
  2. Desarrollar el Plan de Apoyo a   la Ciudadanía Castellana y Leonesa en el Exterior y a la Emigración de Retorno.
  3. Establecer   para   el   colectivo   de   emigrantes retornados una  discriminación  positiva  en  los programas  de   empleo,   así   como  poner  en marcha itinerarios personalizados de inserción y medidas para su incorporación como socios en cooperativas de trabajo y sociedades laborales.

En QUINTO LUGAR estarían los habitantes de otros territorios españoles. Según los datos del INE, a 1 de enero de 2009 residían en Castilla y León más de 266.000 personas de otros territorios españoles y entre 2000 y 2008 hubo en Castilla y León 204.301 entradas de personas de otras Comunidades, con una especial   relevancia   de   Madrid,   País   Vasco   y Cataluña.

La Agenda quiere potenciar esta dinámica de cambio  residencial  a  favor  de  Castilla  y  León, especialmente a través de la difusión de una imagen positiva de nuestra Comunidad como lugar atractivo para vivir. Para ello plantea el objetivo de fomentar la  entrada  de  población    española  procedente  de otras Comunidades para que este tipo de inmigración crezca más que en el conjunto de España en el período 2010-2020.

Incrementar este aporte demográfico requiere actuaciones que favorezcan un mayor conocimiento de las oportunidades y la calidad de vida que Castilla y León ofrece. Entre las 6 medidas concretas que la Agenda incorpora en este ámbito quisiera señalar las siguientes:

  1. Iniciativas   de   promoción,   comunicación   e información a la población susceptible de trasladarse a nuestra Comunidad, en especial en las  Comunidades de  Madrid, Cataluña  y País Vasco.
  2.  Acciones  de  difusión sobre las  oportunidades que ofrece la Comunidad a través del Centro de Negocios de Madrid, de las Casas regionales de Castilla y León en otras Comunidades Autónomas  y  de  Internet,  en  las  plataformas más visitadas por los jóvenes.
  3. Campañas de divulgación sobre las ventajas de Castilla  y  León  como  Comunidad  para  vivir entre los turistas que visitan nuestro territorio y los usuarios del AVE.

Finalmente, en SEXTO LUGAR, la Agenda también  quiere  contribuir  a  corregir  los desequilibrios demográficos internos. Y es que no podemos olvidar que la importancia y el número de los municipios de medio y pequeño tamaño son uno de los más relevantes rasgos que influyen en la demografía de Castilla y León.

Como he señalado, la menor vitalidad demográfica del medio rural es un fenómeno que Castilla  y  León comparte  con otros territorios  de España y de Europa. A este respecto, en el periodo 2000-2009, la población de la Comunidad en municipios   de   menos   de   10.000   habitantes   se incrementó   en   un   0,04%,  mientras   que   en   el conjunto de España ese incremento fue del 1,87%.

Comprobamos que si la diferencia entre el crecimiento global de la población en España y en Castilla   y   León   fue   de   12   puntos,   para   los municipios de menos de 10.000 habitantes la diferencia es inferior a 2 puntos, en lo que sin duda ha influido nuestra apuesta por la extensión de los servicios públicos en el medio rural de Castilla y León.

Desde   esta   perspectiva,   la   Agenda   fija   el objetivo de mejorar la evolución de la población en el  medio  rural  para  que  nuestros  municipios  de menos de 10.000 habitantes tengan una evolución demográfica  neta  igual  o  mejor  que  la  de  los municipios  del  mismo  tamaño  del  conjunto  de España en el período 2010-2020.