Saltar al contenido principal.

Acceso a otros temas jcyl.es

Escudo de la Junta de Castilla y León; Página de inicio

Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Administración Pública de Castilla y León

Contenido principal. Saltar al inicio.

Mujeres rurales, indígenas y campesinas y sus familias haciendo efectivo el derecho humano al agua en sus cuatro dimensiones fundamentales: disponibilidad, accesibilidad, aceptabilidad y calidad; en el municipio de Coaetepeque, Guatemala.

Contexto de actuación:

Coatepeque cuenta con 105.415 habitantes (54,328 mujeres y 51,087 hombres). Su cabecera municipal es una ciudad secundaria donde la actividad principal es el comercio y el tránsito de migrantes, debido a su cercanía con la frontera con México. La mayoría de la población habita en comunidades rurales (68,085 personas; 64.5% del total) y está compuesta por familias campesinas poseedoras de muy pequeñas extensiones de tierra, algunos cuentan sólo con la necesaria para habitar. El poblamiento del municipio se intensificó en la segunda década del siglo XX con el auge de la producción de café y plátano para la exportación. En la actualidad, la mayoría son trabajadoras/es agrícolas desempleados debido a los cambios en la producción agroindustrial que han tenido un fuerte impacto en la expulsión de la juventud a migrar a México y Estados Unidos, en la destrucción de los ecosistemas locales, así como el en acaparamiento del agua y la tierra. 

Esta reconfiguración social, económica, ambiental y cultural ha sido presionada por los intereses de las empresas de agronegocios vinculadas a los mercados globales de agrocombustibles. Los impactos negativos tienen que ver con que se ha realizado sin ninguna regulación y sobre las precarias condiciones de vida de la población; generando conflictividad social, profundizado la desigualdad y la pobreza y generalizado las violaciones a los más elementales derechos, como el derecho a la alimentación, al agua, a la salud y a la educación. Los índices del limitado desarrollo humano en el país evidencian el abandono en que el Estado guatemalteco ha mantenido el campo guatemalteco, como reflejo de un sistema desigual, de la corrupción generalizada y de la ausencia de desarrollo democrático del Estado de Derecho, especialmente después de la firma de los Acuerdos de Paz en 1996.

La problemática del agua es crucial, debido a que las plantaciones de palma se asientan precisamente en el territorio por ser depositario del agua captada en las cuencas de las tierras altas; agua que desvían y acaparan para la producción a través de una compleja red de canales, represas, quineles y pozos a profundidad de los que extraen el agua con motores de gran potencia, dejando a las comunidades sin agua para sobrevivir. Ante esta situación, el CUCG y otras organizaciones han promovido todo tipo de amparos recurriendo a las cortes del país y a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para hacer que las empresas adopten estándares de derechos humanos en la gestión de los recursos que utilizan para la producción. Todo ello se agrava con los efectos del cambio climático que provocan períodos prolongados de sequías y tormentas catastróficas que causan inundaciones.

De los 23,422 hogares registrados, sólo 11.495 cuentan con agua entubada dentro o fuera de la vivienda: el 51% de los hogares restantes obtiene al agua de pozo artesanal, de los ríos, fuentes, grifos públicos, incluso comprándola a distribuidores privados; situación que afecta también a los centros de salud y a las escuelas que carecen de los servicios públicos necesarios.

Descripción de la intervención:

El proyecto creará condiciones para que 500 mujeres indígenas, rurales y campesinas –y sus familias- hagan efectivo el ejercicio de derecho humano al agua en sus cuatro dimensiones fundamentales: disponibilidad, accesibilidad, aceptabilidad y calidad; en 11 comunidades rurales del municipio de Coatepeque , Guatemala. Los componentes asociados a los 3 resultados previstos son los siguientes:

  1. Instalación de 251 sistemas de cosecha de agua (11 en escuelas públicas) y 120 conexiones a la red de distribución, para garantizar el acceso y disponibilidad de agua para consumo humano en los hogares de las mujeres participantes y en las escuelas comunitarias. Este componente incidirá en la reducción del tiempo que generalmente las mujeres y las niñas dedican al trabajo doméstico y de cuidado, ya que no tendrán que buscar agua fuera de sus hogares.  
  2. Puesta en práctica de métodos alternativos para purificar el agua utilizando ecofiltros y aprovechamiento de las aguas grises recicladas para la producción de alimentos de traspatio. Actividades proveerán beneficios ambientales en una región especialmente afectada por los efectos del cambio climático; se eliminará el uso de leña para hervir agua y el estancamiento de aguas grises a flor de tierra que facilitan la proliferación de vectores causantes de enfermedades.
  3. Sostenibilidad y participación social para fortalecer las capacidades de las y los titulares de derechos participantes para el buen uso y mantenimiento de los sistemas instalados y el fortalecimiento de las prácticas apropiadas a través del proyecto.

Los tres componentes prevén que las entregas e instalaciones se realicen a las mujeres y otros titulares de derechos participantes en el proceso estén bien informados, hayan participado efectivamente en las decisiones y cuenten con la capacitación necesaria para hacer un uso eficiente de éstas. Se elaborarán cartillas de información y formación, así como videos pedagógicos y un video final resumiendo los cambios y los aprendizajes significativos para utilizar en actividades presenciales o a distancia si las restricciones por la pandemia lo ameritan. Todos los componentes implicarán coordinaciones y sinergias con titulares de obligaciones y responsabilidades en la región.

Objetivos:

Mejorada la disponibilidad, accesibilidad, calidad y aceptabilidad del agua en hogares de mujeres rurales, indígenas y campesinas y sus familias del municipio Coatepeque (Guatemala)

Población beneficiaria directa:

200 hogares rurales = 1000 personas (53% mujeres)

Población beneficiaria indirecta:

2.221 personas (347 mujeres, 764 niños y niñas -397 niñas y 367 niños- y 1.100 personas que participarán en las jornadas de limpieza)

Modalidad de cooperación:

Cooperación económica no reembolsable

Sector de intervención:

Acceso al agua potable

Fecha de concesión:

28 de octubre de 2021

Período de ejecución:

01/09/2021 – 31/12/2022

Entidad beneficiaria:

Fundación Alianza por los derechos, la igualdad y la solidaridad internacional (Alianza por la Solidaridad)

Socio local:

  • Action Aid Guatemala
  • Asociación Consejo de Unidad Campesina de Guatemala (CUCG)

Coste total del proyecto:

155.810 €

Financiación concedida por la JCyL:

113.761 €

Organismo: